www.masvive.com

REPORTAJE

El poder de un Archivo municipal
Ampliar

El poder de un Archivo municipal

lunes 31 de diciembre de 2018, 11:04h
Add to Flipboard Magazine.

Los primeros archivos municipales proceden de la época romana y en cada ciudad del Imperio había uno. Los visigodos y los árabes también registraron las actividades administrativas en sus comunidades. La colección más importante de toda Europa la tuvo la Corona de Aragón, porque a partir del siglo XII reunió toda la dispersión de documentos en depósitos especializados. Dos siglos más tarde nombraron al primer archivero y se hace el primer reglamento. Su misión era cuidar y conservar la documentación, que se guardaba en sacos, la custodia de las llaves y el inventari0. A partir de entonces no cesa el perfeccionamiento del almacenamiento y del acceso, siendo determinante la llegada de la informatización a partir de 1962.

Los archivos de la Administración pública registran la vida de sus ciudadanos desde que nacen hasta que mueren. Actas de propiedad, repartos de bienes, actividades económicas, nombramientos, acuerdos del Pleno, expedientes urbanísticos, padrones o planos cartográficos... Una valiosa información y de especial interés para todo tipo de investigadores. Estos registros locales ofrecen una perspectiva histórica necesaria y constituyen un gran garante de la transparencia de los gobiernos locales, que no dejan de generar a diario documentos administrativos. Por ley, la custodia de este Patrimonio, como garante de los derechos de los ciudadanos, es responsabilidad del archivero.

El Archivo de Hoyo

La Federación Española de Asociaciones de Archiveros, Bibliotecarios, Arqueólogos, Museólogos y Documentalistas (ANABAD) constata que el archivero se incorporó a la profesión en torno a los años 80 del pasado siglo, cuando el fin de la dictadura permitió el nacimiento de un cierto interés por la gestión de la información asociada a la gestión pública.

El Archivo municipal de Hoyo de Manzanares se creó en 1988 adaptando las dependencias del antiguo Cuartel de la Guardia Civil y luego ocupó una parte del edificio principal del Ayun­tamiento, que pronto quedó pequeño. En 2006 arrancó toda una tarea especializada con Carmen Merino Hernández como funcionaria interina en el puesto de Técnica de gestión de archivos. Fue muy proactiva hasta que fue despedida en 2014, cuando la Relación de Puestos de Trabajo (RPT) aprobada por el PP amortizó -hizo desaparecer- su plaza. Desde entonces Hoyo no ha vuelto a tener archivero.

ANABAD confirma la pérdida 37 por ciento del personal especializado en estas tareas en toda España desde el 2011. “Cuando hay síntomas de corrupción, a quien haya incurrido en ella tampoco le interesa que los archivos estén muy ágiles”, aseguran desde esta Federación, que reflexiona que “en el momento en que la Unidad Central Operativa de la Guardia Civil (UCO) llega a un archivo, se ve cuando hay un verdadero talante democrático. Cuando se encuentra enseguida la documentación, cuando se tardan meses, cuándo no aparece...”.

Aunque Carmen Merino ya no esté, podemos acudir al trabajo de investigación que publicó, financiado por la Universidad Complutense, para saber más sobre la labor archivística y la documentación histórica del Archivo de Hoyo, que data del siglo XVII. Organizó una exposición y una ponencia en el Patronato de Cultura del municipio. En 2007 y 2009 consiguió dos subvenciones del Plan Regional para los Archivos Municipales de la Comunidad de Madrid para tener medidas de seguridad y protección así como el equipamiento para visualizar los documentos que se microfilmaron y digitalizaron.

En la investigación de Merino se destaca que localiza y solicita en 2008 una copia al Archivo Nacional del documento más antiguo que se conoce de Hoyo, el paso de aldea a villa de Hoyo de Manzanares concedida por su señor el Duque del Infantado en 1630. Además recoge con detalles como se trata el fondo documental, que cuenta entre otros documentos destacables con un libro de registros de Escrituras de casi dos siglos entre 1673 y 1856, un libro de Escrituras públicas donde se conoce quien fue el primer escribano del municipio o un libro de nombramientos de mayordomos -los administradores de la Hacienda municipal- y de otros oficios menores del siglo XIX.

Convenio con la Comunidad

El Ayuntamiento firmaba el pasado mes de octubre un convenio con la Comunidad de Madrid. El catedrático de Lengua Española de la Universidad de Alcalá de Henares, Pedro Sánchez-Prieto, había manifestado su interés por la antigüedad del fondo documental del Archivo de Hoyo, dentro de su proyecto para elaborar un mapa con la evolución de las particularidades lingüísticas en la Comunidad de Madrid. Con su ‘Atlas Lingüístico Diacrónico y Dinámico de la Comunidad’ quiere seleccionar y transcribir la Historia, las costumbres y el uso de la lengua de diferentes épocas en la Sierra de Guadarrama.

Este trabajo va a finalizar este mes y se beneficiará de la reproducción digital de los documentos escogidos. Además ya se anuncia para el 18 de enero, a las 19.00 horas, una conferencia en base a este trabajo de investigación que versará sobre ‘La vida cotidiana de Hoyo a través de su Archivo municipal’.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti Compartir en Yahoo

+

0 comentarios


© MasVive · [email protected] · Tf. 649 899 955