www.masvive.com

Una celebración, una fiesta

miércoles 20 de abril de 2016, 12:07h
Add to Flipboard Magazine.

“En algún lugar de un libro hay una frase esperándonos para darle un sentido a la existencia”

(Miguel de Cervantes)

El 23 de abril celebramos el Día Internacional del Libro, una fecha oficializada como celebración mundial por la UNESCO en 1995 y que hace coincidir -de una forma un poco tramposa, cosas de las diferentes formas de medir el calendario a uno y otro lado del Canal de la Mancha- la efeméride de la muerte en 1616 de dos grandes escritores: Miguel de Cervantes y William Shakespeare.

Pero lo de menos es el cuando, lo importante es el qué: el fomento de la lectura, la promoción del libro, la celebración de ese hilo tejido de palabras que une a quienes cuentan y quienes dejamos que nos cuenten. Nos dicen que cada vez se lee menos y se compran menos libros, pero también es cierto que con la aparición de nuevas herramientas -como los libros electrónicos, las tablets y los smart phones- está cambiando nuestra forma de consumir libros, algo que todavía muchos miran con desconfianza.

Pero eso es sólo un debate que afecta al soporte. En lo esencial, nada ha cambiado. Leer es un acto de comunicación profundo entre el que escribe y el que lee, un deporte que se ejerce en solitario, aunque nos haga sentirnos menos solos, y que provoca, en el que lo practica, un fervor proselitista -quien ha leído un buen libro no deja de recomendarlo e incluso regalarlo a quien tiene a su alcance-.

Estamos rodeados de escritores, aunque no los reconozcamos porque es un oficio discreto que no necesita de uniforme ni de ninguna característica física especial para ejercerse. En Torrelodones la lista es realmente extensa -hay hasta un libro, editado en 2010, dedicado específicamente a sus poetas- y a algunos de ellos les hemos pedido que nos cuenten, en sus propias palabras, por qué y cómo escriben, algo que, hemos descubierto, es como preguntarles por qué respiran. A algunos de ellos los encontrarán en la Feria del Libro, esa fiesta al aire libre que se repite de plaza en plaza en cada pueblo y ciudad para celebrar la creación, la artesanía de la palabra que se resiste a sucumbir al paso del tiempo aunque evolucione o se mueva con las modas, porque responde a una necesidad básica del ser humano, la de comunicarnos.

Celebrar los libros es celebrar la Cultura y promover la herramienta más poderosa que hay para hacernos libres. Leer para vivir más, que decía el recientemente fallecido Umberto Eco. Recuerden esto cuando abran uno. Feliz lectura.

.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti Compartir en Yahoo

+

0 comentarios


© MasVive · info@masvive.com · Tf. 649 899 955